“A partir de hoy saludaré a la gente de lejitos”

0
8
Paul Mathiasen y Eliana Ledesma
Hoy Noticias/Santo Domingo, RD- Tras la confirmación del primer caso importado de coronavirus en el país, las personas han recurrido a hacer compras de un sin­número de artículos para la higiene. Dentro de los que se destacan las mani­tas limpias, mascarillas, alcohol y vitamina C.

Por esa razón, mascari­llas, manitas y la vitamina C efervescente comenza­ron a escasear en farma­cias de Santo Domingo

Luego de la confirma­ción por parte del minis­tro de Salud Pública, Ra­fael Augusto Sánchez Cárdenas del primer caso de Covid-19 importado en el país, las personas han optado por abastecerse de estos artículos de higiene y prevención de enferme­dades llegando a escasear.

En un recorrido realiza­do por reporteros de Listín Diario por diversas farma­cias, se constató que la ma­yoría de personas que llega­ban a los establecimientos procuraban mascarillas, sin embargo los despacha­dores de las farmacias les informaban que se habían agotado esos artículos.

“Ayer vendimos 6,000 mascarillas. Hoy le vendí 15 a una sola persona”, expresó Carlos Nin, despachador de una farmacia de la Capital.

Asimismo, informó que las manitas limpias y la vita­mina C han sido muy procu­radas por los usuarios, por lo que se han agotado.

Erlish Montero, un usua­rio que ingresó a un esta­blecimiento farmacéutico ubicado en Santo Domingo Este, aseguró haber visitado tres farmacias y no dio con estos artículos.

A la misma farmacia lle­garon dos personas usan­do mascarillas y expresaron que tratan de evitar conta­gio de varios de los virus que persisten en el ambiente.

De lejos

“A partir de hoy saludaré a la gente de lejitos”, estas fue­ron las palabras del joven Ehrlich Montero, quien se encontraba en una farma­cia de Santo Domingo Este el pasado domingo abaste­ciéndose de mascarillas para cubrir su rostro y prevenir el contacto con el nuevo coro­navirus tras la confirmación del primer caso importado por parte del ministro de Sa­lud Pública, Rafael Augusto Sánchez Cárdenas.